Cargando

Type to search

Social Media

El meme de Sanders como nuevo paradigma de comunicación

Compartir

Se abre una nueva era política y el meme de Bernie Sanders en la toma de posesión de Biden y Harris señala que habrá igualmente contenidos ‘intrascendentes’ sobre política. Es decir, que la ausencia de los tuits de Trump hará que las redes sociales reaccionarán de otra forma con otros fenómenos. Es lo que afirma Angela Watercutter en WIRED. “Esto no quiere decir que ahora que Trump ha sido destituido y destronado, Internet volverá a ser como era en 2015, eso sería ingenuo y miope”, afirma Watercutter. Pero lo cierto es que estamos en otro momento en el que el discurso del odio no domina la Red. #MemeSanders es una oportunidad para observar nuevas formas de comunicación.

El propio Bernie Sanders ha aprovechado la fuerza de este meme recaudando 1,8 millones de dólares en productos relacionados con su iconográfica imagen. Y lo ha hecho para financiar acciones sociales en su querido estado de Vermont con una serie de camisetas, sudaderas y pegatinas a través de su sitio web. Más recientemente, un muñeco de croché inspirado en la famosa foto del senador de Vermont ha recaudado más de 40.000 dólares, un dinero que será destinado a un programa de ayuda de alimentos para personas mayores necesitadas. eBay se ha comprometido a igualar esa cantidad y todo el dinero irá a una organización para ayudar a personas mayores.

Fotografía publicada por Tobey Perales King en la plaforma ebay donde aparece el muñeco de croché inspirado en la famosa foto del senador por Vermont y exaspirante presidencial Bernie Sanders.

Más allá de la propia acción de Sanders, Sam Blum en ‘How to Know When a Meme Is Dead’ hace una disección sobre el fenómeno y explicar qué ‘long tail’ pueden tener contenidos como los que se han generado con Sanders. Como vemos, este meme ha trascendido del propio ámbito de Internet y su vida se está alargando en múltiples formatos convirtiéndose en un producto transmedia.

Jen Ellis, una profesora a las afueras de Burlington (Vermont) es la persona que ha confeccionado los guantes de Sanders. Tras la toma de posesión y después que los medios de comunicación informaran de la historia de los mitones del veterano senador, Ellis había recibido 6.000 correos electrónicos. Desgraciadamente tuvo que advertir en Twitter que no tenía guantes para vender.

“Es posible que el meme de los mitones de Bernie se convierta en una especie de meme emérito en sus últimos días, algo a lo que podemos hacer referencia con bromas, y quizás revivir si se vuelve a llamar”, dice Blum. Sí, los mitones de Sanders ya forman parte del imaginario colectivo del fandom político de Estados Unidos.

Pero aún podemos rizar más el rizo. Naomi Klein (No Logo) escribe en ‘The Meaning of the Mittens: Five Possibilities’ sobre el poder de lo que ella denomina la ‘mitonología’ (dícese del poder de los mitones de Sanders). Son el poder de la Red y de la influencia de Sanders en marcar la agenda política liberal en Estados Unidos.

Entre esas posibilidades, Klein apunta que las manoplas representan cinco posibilidades:

1.Como juicio reservado. “Esos brazos cruzados eran las manoplas que decían: ‘Veamos qué haces en realidad y luego podemos hablar de unidad'”.

2.Como advertencia. “No nos cruces. Si, después de todo el alboroto, la administración Biden-Harris no ofrece una acción transformadora para una nación y un planeta en agonía, habrá consecuencias.”

3.Como conciencia de los liberales. Sanders es una amenaza mucho menor para ellos que como candidato presidencial que se presenta con la promesa de redistribuir la riqueza y eliminar el afán de lucro de la atención médica.

4.Como credibilidad callejera. “Está claro que algunas personas en los niveles más altos del Partido Demócrata entienden que si van a disfrutar de un glamoroso regreso a la ‘normalidad’ neoliberal, es necesario un guiño a la realidad.

5.Como movimiento flexible. El entorno de Sanders es líquido y se construye y reconstruye con un liderazgo moral en el que el fandom del Sanderismo es prolífico.

El paradigma Sanders, en este sentido, es el liderazgo moral que ha ejercido Sanders durante estos últimos años y nos recuerda que más allá del odio visceral de la polarización política, los memes también nacen desde el buen humor para romper tensiones. Es difícil encontrar momentos de humor entre la propaganda política. Desde la fría Washington hemos recuperado la sonrisa.

Recuerda que puedes leer historias como la de Sanders y otras relacionadas con la comunicación, el periodismo y las redes sociales en #PeriodismoQueImporta, mi boletín semanal en Substack.

Tags:
Miquel Pellicer

Periodista y antropólogo. Nacido el año en que murió Elvis. Educado en los medios de comunicación locales, es autor del blog MiquelPellicer.com. Actualmente, director de Comunicación Digital en la Universitat Oberta de Catalunya (UOC). Anteriormente, director de Innovación de Interprofit; director de Estrategia y Comunicación en Grupo Lavinia. Otras palabras clave de su currículum: FC Barcelona, Mundo Deportivo, Ayuntamiento de Barcelona, Enderrock, Transversal Web. Galardonado en los Premios Blocs Catalunya 2010 y miembro fundador del BCN MediaLab. Autor de los libros 'Optimismo para periodistas' y 'La Comunicación en la era Trump'.

  • 1

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *