Paul Steiger: “Vivimos tiempos interesantes para el periodismo de investigación”

Paul Steiger / FOTO: Álvaro Garcia Fuentes
Paul Steiger / FOTO: Álvaro Garcia Fuentes

¿Dónde encaja el periodismo de investigación en el panorama actual de los medios de comunicación y el negocio digital? Paul Steiger, fundador y presidente de ProPublica, invitado principal en la IV Edición de ‘Conversaciones con’, ha tratado de responder esta cuestión este martes en Madrid.

Steiger ha esbozado los cambios de los periódicos y de los medios impresos en un panorama actual en el que “con un portátil y una conexión a Internet se puede hacer periodismo”. Tenemos que aprovechar este momento, ha dicho Steiger que considera que “ya ha quedado atrás la época dorada en la que el sector era muy rentable, muy estable y gratificante”. El sector periodístico “no es tan rentable como antes”, ha afirmado el ex director de Wall Street Journal (WSJ) en la jornada realizada por la Universidad de Navarra y la Fundación Rafael del Pino.

“Ahora mismo hay un surgimiento de profesionales que son excelentes periodistas y además son muy hábiles manejando herramientas informáticas”, ha afirmado el veterano periodista que estará una semana en España para conocer la realidad periodística actual. La consolidación de las redes sociales ha potenciado el trabajo de ProPublica y su difusión exponencial en todo el mundo, haciendo que este medio sea todo un referente a nivel global.

“Ya ha quedado atrás la época dorada en la que el sector era muy rentable, muy estable y gratificante”

El periodismo de investigación, un bien público

ProPublica sólo tiene que cubrir sus costes, no ganar más para tener beneficios. En este sentido, el periodismo de investigación és un bien público, igual que es el servicio de Bomberos o la Policía”. Y es que para Steiger “una corrupción que no se denuncia es una corrupción que no se ataja y la sociedad sufre”. Así, ha explicado un ejemplo de los primeros meses de Pro Publica pudieron demostrar que las agencias que daban licencias a las enfermeras tardaban seis años en retirar las enfermeras que habían demostrado malas prácticas o malos tratos. El artículo que descubrió esto se publicó en Los Angeles Times y al día siguiente, se resolvió este problema. “No sólo se beneficiaron los afectados sino cualquier persona que usaba los hospitales en California.”

Steiger ha puesto como ejemplo también medios que están invirtiendo en periodismo de investigación: Vice, BuzzFeed, Business Insider, The Huffington Post. En Estados Unidos es fácil dar fondos a una fundación y cada vez más es más habitual a escala global “llevar a cabo Periodismo de Investigación sin ánimo de lucro” como el de ProPublica. El modelo de ProPublica, en este sentido que el medio sea rentable sin tener que obtener beneficios más allá de la rentabilidad”.

ProPublica, fundado en 2008, es un medio que según Steiger “nunca nunca nunca se ha visto condicionada por los donantes”. “Para que esto funcione como un medio no sectario esto no debe estar en manos de los inversores”, dijo Steiger. Los miembros del consejo de ProPublica pueden “sugerir historias e ideas a los directivos pero nunca a los reporteros directamente para que no se sientan condicionados ni presionados”.

Los peligros del periodismo de investigación

El periodismo de investigación no es un camino fácil, ni por tiempo ni por reacciones: en algunos países los periodistas que investigan están sujetos a recibir condenas por hacer su trabajo. “A menudo los gobiernos son parte investigada y toman medidas contra estas investigaciones, en países de Europa o América Latina”. También en otros países hay leyes contra la blasfemia, como arma religiosa ante la libertad de prensa. Steiger ha citado la película Spotlight, la investigación de los abusos contra menores por parte de algunos sacerdotes en la diócesis de Boston. La investigación fue llevada a cabo por The Boston Globe y ha sido el ejemplo por intentar defender la libertad más allá de las creencias religiosas.

“A menudo los gobiernos son parte investigada y toman medidas contra estas investigaciones, en países de Europa o América Latina”

En grado máximo, Steiger también ha explicado el peligro que tienen los periodistas de investigación, más allá de los tribunales: asesinatos o torturas.

Lo cierto, para el ex director de WSJ es que “vivimos en tiempos interesantes para el periodismo de investigación. No es una maldición ciertamente. Tenemos instintos y recursos que son muy útiles para nuestras sociedades. Nosotros como periodistas somos capacez y debemos explicar la realidad contando historias. Contar historias es parte de la genética de nuestra Humanidad. Son tiempos para los audaces, para los que se atreven a evolucionar. Aquellos que tengan miedo y se queden quietos, no van a sobrevivir”.

La entrevista de Sean Penn al Chapo

“Me encanta Sean Penn como actor y apoyo que pueda ejercer como periodista”, ha dicho Steiger, “aunque no estoy seguro que lo contrataría como hizo Rolling Stone. No tengo ninguna objeción”. El presidente de ProPublica ha explicado que esta cuestión sobre la entrevista de Sean Penn al Chapo Guzmán ha creado mucha controversia en España.

Para Steiger en ProPublica intentan mezclar jóvenes entusiastas con periodistas experimentados, intentando siempre que este medio de comunicación de periodismo de investigación tenga un modelo atractivo para buenos periodistas. ProPublica colabora con las grandes cabeceras de Estados Unidos, ha afirmado el periodista neoyorquino, explicando las relaciones con los otros medios norteamericanos, que afirma que la mayoría de los temas investigados tienen que ver con análisis de datos y no tanto por” sobres anónimos” que se dejan en la redacción.

Sobre Jeff Bezos y Donald Trump

El veterano periodista ha respondido diferentes cuestiones y los asistentes le han preguntado sobre política y periodismo. Sobre Jeff Bezos, propietario de The Washington Post, cree que “se trata de una persona cuyas empresas son innovadoras. Es un tipo muy inteligente y que aportará mucho al periodismo de Estados Unidos”.

“No quiero a Donald Trump manejando el botón nuclear”

En relación a Donald Trump, ha sido muy claro: “No quiero a Trump al lado del botón nuclear”. Ha afirmado conocer al candidato republicano: “es tal cual aparece en la televisión y piensa lo primero que se le cruza por la cabeza. Hace unos meses hubiera dicho que no tenía ninguna posibilidad de ser candidato a la presidencia de los Estados Unidos pero ahora no lo tengo nada claro”. Y es que Steiger, preguntado sobre su orientación ideológica, ha afirmado que ha votado tanto a demócratas como republicanos, en función de la persona, no del partido.

Steiger ha dado toda una lección de periodismo para contextualizar el momento actual de la profesión. Son tiempos audaces y Steiger lo ha puesto de relieve y ha explicado su amplia experiencia.

Suscripción a MiquelPellicer.com

Sobre el autor Ver todos los artículos Web del autor

Miquel Pellicer

Periodista y antropólogo. Nacido el año en que murió Elvis. Educado en los medios de comunicación locales, es autor del blog MiquelPellicer.com. Actualmente, director de Estrategia y Comunicación en Grupo Lavinia. Palabras clave de su currículum: FC Barcelona, Mundo Deportivo, Ayuntamiento de Barcelona, Enderrock, Transversal Web. Galardonado en los Premios Blocs Catalunya 2010 y miembro fundador del BCN MediaLab. Autor del libro Optimismo para periodistas.

1 ComentarioDejar un comentario

  • […] ¿Dónde encaja el periodismo de investigación en el panorama actual de los medios de comunicación y el negocio digital? Paul Steiger, fundador y presidente de ProPublica, invitado principal en la IV Edición de ‘Conversaciones con’, a tratado de responder este martes en Madrid. Steiger ha esbozado los cambios de los periódicos y de los medios […]  […]

Leave a Reply

Tú email no será publicado. Los siguientes campos son necesarios *