Woodward, Bernstein y el Watergate

Editor’s Choice #4

 

A menudo, en las redacciones de los periódicos, la vida pasa lánguidamente entre las noticias previsibles y las que ya han ocurrido, convirtiendo a los periodistas en simples ‘notarios de la actualidad’. Raras veces aparece la noticia que sacudirá todos los estamentos de un periódico y, como vasos comunicantes, la vida de los ciudadanos de un país entero.

Esto fue lo que ocurrió una madrugada de 1972 en la redacción del Washington Post cuando cinco agentes de la CIA se introducían en el complejo Watergate de Washington DC, sede del partido demócrata para poner unos micrófonos. El caso se complicó cuando, tirando del hilo, los dos periodistas que decidieron encargarse del tema, Bob Woodward y Carl Bernstein, descubrieron que altos cargos de la Casa Blanca habian utilizado fondos del Comité para la Reelección del Presidente Nixon (republicano) para pagar a los agentes y que habían intentado tapar todo el asunto tejiendo una red de sobornos y presiones.

Y aqui aparece ‘Garganta profunda’ (Deep Throat). Un agente molesto por no ser nombrado director del FBI después de la muerte de Hoover. Sólo Woodward, Bernstein y el editor ejecutivo del Post, Ben Bradlee, sabían la auténtica identidad del confidente que pasaba datos y nombres a Woodward. Se llamaba Mark Felt.

Hay que echarle mucha valentía para enredarse en un asunto que puede desestabilizar un gobierno haciendo dimitir al presidente ya que la credibilidad del periodismo está en juego en cada portada. La editora del Washington Post, Katharine Graham, no dudó en publicar en 1971 un estudio secreto de la guerra de Vietnam que enfureció al presidente Nixon. En 1972 apoyó a los dos periodistas para que siguieran adelante en las investigaciones del caso Watergate. Curiosamente, nos enlaza con el caso Wikileaks, Julian Assange, Edward Snowden y el Washington Post. Pero esto será en otro post.

Washington Post Publisher Katharine Graham, Reporters Carl Bernstein and Bob Woodward, Howard Simons, managing editor, and Editor Ben Bradlee in the Washington Post- Foto: MARK GODFREY

Washington Post Publisher Katharine Graham, Reporters Carl Bernstein and Bob Woodward, Howard Simons, managing editor, and Editor Ben Bradlee in the Washington Post- Foto: MARK GODFREY

Sobre el autor Ver todos los artículos

Carles Vila Rovira

Periodista y fotógrafo. Apasionado por las imágenes en blanco y negro y el fotoperiodismo que cuenta una historia con una sola imagen.

1 ComentarioDejar un comentario

  • […] Richard Nixon dimitió de su cargo como presidente de los Estados Unidos el 8 de agosto de 1974. 40 años después del escándalo Watergate que provocó el sacrificio de Nixon deberíamos estudiar con atención algunas de las claves de esos días convulsos. Berstein, Woodward o Garganta profunda son algunos de los protagonistas colaterales del Watergate, tal y como explicó no hace demasiados días Carles Vila en su Editor’s Choice. […]

Leave a Reply

Tú email no será publicado. Los siguientes campos son necesarios *